Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar medición de los hábitos de navegación de los usuarios y ofrecer publicidad de interés. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí. (He leído y acepto este aviso)

La Buena Mesa de Carrefour

Estás en: Inicio » Vinos y destilados » Trucos y consejos » El origen del champagne y del cava

El origen del champagne y del cava

El origen del champagne y del cava
 
Visto:
6856 veces
Valoración:
  • 5.00/5

El origen del Champange se remonta al S.I a.C, con la aparición de las primeras vides, a manos del Imperio Romano, poco a poco va tomando notoriendad aunque no es hasta el S.XVII cuando el monje Don Perignon introduce un cambio radical en la manera de producir el champagne, dando lugar a las bases para la elaboración de uno de los vinos más sofisticados del mundo.

La primera bodega la abre Nicolás Ruinart en el S.XVIII, seguida de la de Veuve Clicqot en el S.XIX. Ambas bodegas siguen comercializando sus productos hoy en día.

En el caso del cava situamos sus raices en Cataluña a finales del XVIII siguiendo el camino exitoso de los métodos de elaboración del champagne. A finales del S.XIX se producen las primeras botellas del conocido Codorniu de la mano de Josep Raventós.

El nexo que une Cava y Champagne es básicamente que ambos son designados “vinos espumosos” y comparten un sistema de elaboración similar. Un método denominado “champenoise” que consiste en dejar que la segunda fermentación se produzca dentro de la botella, en vez de en la barrica, dando lugar a las características burbujas.

Por otra parte, las diferencias son grandes, ya que pueden proceder de uvas, climas y suelos tan distintos que tienen como resultado productos totalmente diferentes. De hecho, España la DO Cava abarca zonas de Cataluña, La Rioja, Valencia y Badajoz con las diferencias de microclimas y suelos que ello implica.

El Cava se elabora a partir de las uvas legalmente autorizadas para tal fin: Chardonnay, Pinot Noir, Macabeo, Parellada, Xarello, Garnacha Tinta, Monastrell, Trepat, Subirat Parent (Malvasía Riojana) mientras que en Champagne la ley es más restrictiva y sólo permite utilizar: Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Meunier.

La mayor diferencia entre ambos es que el carbónico suele estar integrado en el Champagne mientras que en el Cava su presencia suele ser más perceptible, aunque en alguna ocasión puede llegar a ser realmente difícil distinguirlos e incluso vinos espumosos de alta calidad elaborados en otras regiones del mundo, por ejemplo en Nueva Zelanda, pueden confundirse con un Champagne.

Tanto en un caso como en el otro, son vinos frescos y vivos, debido a la recogida temprana de la uva que tiene como resultado una elevada acidez y una baja concentración de azúcar. Por lo que estos vinos suelen tomarse para acompañar alimentos dulces, aunque también al inicio de una comida, acompañando aperitivos o entrantes, e incluso como vino de toda un almuerzo o cena, destinando para el postre un Cava dulce. En el maridaje lo que debe imperar es el gusto personal.

Maridajes Recomendados:
Tiramisú
Veuve Clicquot, La Grande Dame, 1996, DO Champagne

Tarta de Manzanas:
L'o de l'origan rosat, Bodegas Gaston Coty, DO Cava

Cheesecake de fresas:
Delamotte, Brut DO Champagne

Trufas de Chocolate
Louis Roederer, Brut Premier en magnum DO Champagne

Crema de fresas:
Bodega Antonio Mestres Sagues, Coquet Brut Nature Reserva Especial, DO Cava

    Comentarios